/ Visitas
clocks for websitecontadores web
US Open junior

• La argentina Claudia Casabianca junto a su compatriota Guillermo Vilas al arribar tras ganar el US Open 1977 en sus categorías.


Claudia Casabianca
La primera argentina en ganar el US Open

Por Eduardo Puppo

2 de julio de 2021

Por obra exclusiva de los programadores del Abierto de los Estados Unidos 1977, una chica de diecisiete años se dio el gusto de ser la primera argentina en obtener ese título. Aunque suene a dato equivocado, es real. Se trata de Claudia Casabianca y consiguió ese galardón en la categoría juvenil: se consumó el sábado 10 de septiembre, un día antes de que Guillermo Vilas se consagrara frente a Jimmy Connors.

Forest Hills y su verdoso clay fue testigo de la gran semana de una adolescente que había hecho sus primeros pasos competitivos en el Club Comunicaciones, donde comenzó de la mano del profesor Jorge Purita, aunque su contacto inicial con el tenis fue cuando, a los cinco años, le “robó” la raqueta a su papá mientras éste hacía un asado: “Mis padres -contó Casabianca- tenían miedo de que me pegaran un pelotazo y por eso no jugaba”.

La ariana, nacida el 21 de marzo de 1960, cambió de institución a los ocho años, al migrar hacia el Belgrano Athletic donde la comenzó a entrenar más tarde Carlos “Tony” Pena. Allí llegaron sus triunfos en menores, que la llevaron a destacarse por sobre el resto de su edad. En 1976 ya estaba entre las primeras cadetes del país. Dio la nota al vencer a la número uno de mayores, Beatriz Araujo, en las semifinales del campeonato Aldao, que abrió los ojos de los dirigentes que la convocaron para formar parte de la delegación al Orange Bowl, en Miami. Allí accedió a los cuartos de final en 16 años, donde cayó con la británica Jo Durie; fue finalista del dobles junto a su compatriota Ivanna Madruga y luego llegó a la final de Naples, cediendo con la local Zenda Liess.

Ya tenía una visión más clara de su camino que desembocó en una larga lista de victorias en 1977: finalista del Abierto de Italia dejando atrás a la número uno del ranking, la estadounidense Ann Smith en semifinales para perder con la checa Hana Strachonova; cuartos de final en Roland Garros y en Wimbledon, donde otra estadounidense, Lea Antonoplis, sexta del ranking, la derrotó. Regresó poco más de una semana a Buenos Aires a descansar para encarar la segunda parte de la gira: en Toronto hizo semifinales y viajó hasta Nueva York para jugar el US Open.

En la primera rueda le ganó a la local Alicia Moulton por 7-5 y 7-5; en cuartos no se presentó otra jugadora estadounidense, Kathy Jordan, por una lesión en la muñeca derecha; en semifinales se tomó revancha de Strachanova ganándole por 4-6, 7-6 (3) y 6-2 y, por fin, la tan buscada posibilidad de obtener un título grande. ¿Quién la esperaba en la Court 17? Antonoplis, la misma de Wimbledon y que en el cuadro de dobles mayores había hecho pareja nada menos que con Chris Evert. Lejos de amedrentarse, la tenacidad de Casabianca dijo presente una vez más y allí fue, en el mismo turno que Vilas disputaba las semifinales del cuadro mayor de varones contra Harold Solomon. Ganó en tres sets, por 6-3, 2-6 y 6-2. Con los puntos conseguidos, Casabianca escaló hasta el tercer lugar en el ranking mundial auspiciado por Pepsi-Cola, detrás de Smith y Strachanova. Entre los varones definieron dos promesas del lugar: Van Winistky batió a Eliot Teltscher por 6-1 y 6-4.

El día siguiente dejó descansar a las Dunlop Maxply que tanto habían batallado y observó la final entre Vilas y Connors, vestida de campeona y con el orgullo de compartir más tarde la gloria. Se convirtió en la primera argentina en lograr un Grand Slam juvenil. Antes, Raquel Giscafré había cedido en la final de Wimbledon 1965 frente a la rusa Olga Morozova y José Luis Clerc los partidos finales de Roland Garros (con el suizo Heinz Gunthardt) y Forest Hills (con el ecuatoriano Ricardo Ycaza), en 1976.

En el viaje de vuelta y pensando ya en el estudio para dar quinto año libre, el mismo Vilas la invitó a compartir parte del vuelo y le dio decenas de consejos. Los flamantes ganadores del Abierto de los Estados Unidos tenían otro punto en común: la tenacidad. Casabianca jugaba el revés a dos manos, producto de sus inicios tempranos, y poseía un drive desestabilizante además de su garra inocultable: “Ganaba porque llegaba a todas -recordó- y tenía muchísima fuerza de voluntad. Una vez, en la segunda rueda del US Open, estaba jugando contra Virginia Wade en la cancha central y cuando fui a correr un drop se me salió la zapatilla. La tomé rápidamente y la tiré afuera de la cancha y seguí corriendo y gané el tanto... Perdí 7-5 en el tercero”.

Otra anécdota inolvidable la tuvo con la Evert: “Jugué un par de veces contra ella y los partidos fueron muy largos. Como yo había sido campeona juvenil en 1977, me invitaban con la white card para jugar en mayores antes de los dieciocho años. En Roland Garros 1981 le estaba ganando 4-1 el primer set a Evert pero se largó a llover y se suspendió para el otro día. Ella era la número uno del mundo y yo no podía creer que estuviera ganándole. Lo llamé a papá a la Argentina y me dijo una cosa interesante: que no tenga miedo de ganarle, porque a ella también le duele la panza, llora, sufre... Exactamente igual que a mí. Que no la viera como algo inalcanzable. Al otro día me ganó y cuando nos saludamos me dijo que si el partido no se cancelaba, seguramente le hubiese ganado. Nunca olvidaré eso, porque además era mi ídolo, la imitaba muchísimo”.

Casabianca integró el equipo argentino de BJK Cup (antes Copa Fed); fue campeona sudamericana al obtener los torneos de Curitiba, San Pablo, Río, Recife; los juniors Banana Bowl y Carrasco Bowl, etc. Llegó a ocupar el 38º puesto del ranking mundial en 1982. Se retiró del circuito, entre otras cosas, por un problema físico: “Me aburrí de jugar y me lesioné una rodilla. Entonces decidí ser madre, que fue lo mejor que me pasó en la vida: tener a Gina y a Giuliano. El tenis me dio muchísimo pero también me sacó parte de las cosas normales que una chica tiene que vivir. Conocí a muchísima gente y en juveniles compartí viajes con chicos que luego fueron grandes figuras, con John McEnroe, Yannick Noah, Ivan Lendl. Nos divertíamos muchísimo”, contó ya enfrascada en su actividad diaria, brindando conocimientos a chicos con capacidades diferentes.



Sabía que ganaría el US Open

Por Claudia Casabianca

Desde antes de viajar me sentía muy tranquila. No sé por qué razón sabía que iba a ganar el torneo y se lo dije a mi mamá al despedirme. Fue muy duro todo para mí porque estaba sola y tenía que enfrentar a las mejores del momento. Compartí el cuarto del hotel con una jugadora mexicana, Alejandra Vallejo, que me apoyó mucho en cada partido pero justo se tuvo que ir el día de la final. Cuando nos despedimos me dijo: “Vas a ser la campeona”. Y le contesté que si ganaba la visitaría en su país. Así lo hice, pero luego perdí todo contacto con ella. Antonoplis ya me había derrotado en Wimbledon, entonces pensé mucho en cómo jugarle. Era muy fuerte y le pegaba con muchísima potencia. En los cambios de lado analizaba cómo revertirlo, entonces le comencé a tirar globos: era aburrido mirar el partido pero me dio resultado. Nunca me desconcentré y me daba fuerzas mirando todo el tiempo a uno de los postes de la red, haciendo de cuenta que era mamá quien me decía “¡Vamos Claudia!”. Fue una gran victoria para mi confianza en el tenis. En ese tiempo entregaban una medalla de oro al campeón, pero con los años me la robaron, no me quedó ningún recuerdo del triunfo. El vuelo de regreso fue soñado. Yo cambié el ticket para volver el mismo día que Guillermo Vilas, después de su gran victoria contra Connors, pero tuve mala suerte: el viajaba en primera clase y yo en turista... De pronto se abrió la cortina que separa al avión y aparece él diciendo: “¿Quién ganó Forest Hills?” Y todos me señalaron. Allí me invitó a compartir ese lugar. Un verdadero sueño. Me acuerdo que hablamos un montón y cuando hicimos escala en Río de Janeiro los periodistas nos hicieron miles de preguntas. Yo era chica y no conocía muchas cosas. Uno le preguntó adónde iba a bailar en Buenos Aires y él contestó “la boite Ponciano”. Y luego me preguntaron a mí, y dije lo mismo, sin saber ni dónde quedaba... ¡Con el tiempo llevé a toda mi familia para conocerla! También me preguntaron de qué cuadro era hincha y les respondí que todos en mi casa éramos de Chacarita. Tuvo tanta repercusión que los dirigentes del club me hicieron un agasajo y di la vuelta olímpica en la cancha. Cuando llegamos a Buenos Aires, Guillermo y yo salimos juntos y antes de bajar por la escalera del avión nos paramos a saludar: Ezeiza estaba repleto de personas gritando. Él estuvo bárbaro, me dijo: “Ves, toda esta gente te está esperando a vos”. Fue maravilloso, me hicieron notas en todas las revistas, tapas en los diarios, increíble.

© Copyrigth Eduardo Puppo - Prohibida su reproducción
Foto: Tetralogía Historia del tenis en la Argentina/El Gráfico





Volver a página principal
Acerca del autor
CONTACTO


ATAJOS RECOMENDADOS

INFO >>

Menores AAT
Seniors AAT
AAT Interclubes
AAT Area Amateur
AAT calendario nacional

WTA rankings
WTA calendario

ATP rankings
ATP calendario
ATP challengers
ATP cuadros y orden
ATP Champions Tour
ATP resultados archivo

ITF Women's/Futures

SCORES en vivo


SERVICIOS >>

Const. canchas
Accesorios
Prof. Alejo Russell
Tenis Argentina (TA)
Tenis Argentino
Tenis Registrado
EAPT
IDTC
Prof. Sudamericano
PTR
CIRCUITO TENIS (amateur)
Clubes Arg.
Reglamento ITF
Vocabulario
Tenis para ciegos ARG
ANUNCIAR Tenniscom.com

SOLIDARIOS >>

Fund. D. Nalbandian
Fund. Baccigalupo
Un techo para mi país

SITIOS INTER.
>>

Australia
Roland Garros
Wimbledon
US Open
FIT
COSAT
Copa Davis
Fed Cup
Club Internacional (CI)
Clubes Centenarios
Steve G (estadísticas)

SITIOS AMIGOS
>>

TENIS SPORTS
Fuebuena.com.ar
Revista GRIP
Vilas.com
Bud Collins
Primer Servicio
Blog de Maller
Tennis7
La legión argentina
Tiro Ganador
Tenis que no vemos
Segundo Saque
Te.Me.Na
Next Tenis
A Pleno Tenis
Tenis Digital
Tenis.com.ar
A Todo Tenis
Top Tenis
Teenis (menores)
Tenis en red
Diana Gabanyi
Ubitennis (español)
Planeta Tenis (español)
Tennisthis


FOTOS >>

Ron Angle/Beimages
(World Wide)
Mariano Abad
(Francia)
Sergio Llamera
(Argentina)
Fotosports
(Gran Bretaña)


ALGUNOS TWITTERS

@thetennisbase
@YASportsLAT
@sabatinigabyok
@AATenis
@Tenisports
@SegundoSaqueTV
@ZubiTennis
@christophclarey
@joseluisd
@unmoroenlacosta
@GuilleSalatino
@ccervino
@guillecapora
@MallerMarcelo
@gonbonadeo1963
@sebatorok
@marcelogantman
@QuiqueCano
@dannymiche
@pviola14
@marcos_z
@goitiatenis
@BATennisCom
@jorgeviale
@ArgentinaOpen
@sebastianfest
@Edu_sport
@TomasRodriguezC
@almoznychiche
@GimenezSole
@aleklap
@RevistaGRIP
@ETQNV
@FootFaultMgz
@LaLegionARG
@Diego_Hartfield
@picomonaco
@guillecoria
@JuanIChela
@delpotrojuan
@zabala7
@MinuMiniussi
@MJaite64
@christophclarey
@javifranatenis
@gastongaudio
@MVassalloA

© Copyright 1999-2021 - EP PRESS Argentina/Eduardo Puppo | Todos los derechos reservados | Fotos © Ron Angle / Miguel Angel Zubiarrain / Art Seitz / Sergio Carmona / Mariano Abad / Sergio Llamera / Tenniscom.com / Fotosports | AVISO LEGAL: nuestra política de contenidos (leer antes de utilizar el sitio)