/ Visitas
clocks for websitecontadores web
Copa Davis/Mundo

• El diario El Telégrafo de Guayaquil reflejó en 1967 la proeza local al superar a los Estados Unidos en Copa Davis.


Una historia con “batacazos”
Sorpresas da la Davis

1ª ENTREGA

No se descubre nada al afirmar que la Copa Davis es muy diferente al circuito profesional, que genera otras presiones para los jugadores y que los resultados no siempre van de la mano de la lógica. Desde los albores de la mítica copa de plata puesta en juego en 1900, donada por uno de los participantes -el estadounidense Dwigth Davis- tras mandarla a fabricar en la mejor casa de trofeos de Boston, se convirtió en una obsesión para la mayoría de los tenistas que representaron a su país.

Enmarcada por el orgullo nacional, el seguimiento habitual de la competencia no solo recala en los amantes del tenis, sino que, como suele suceder con los mundiales deportivos o los Juegos Olímpicos, el atractivo es mucho mayor. Estar al tanto de los resultados y los comentarios del “lunes”, son largamente más amplios que lo normal. Se puede comparar al gran impacto que produce un campeón de Grand Slam en su lugar de origen, donde es poco probable que alguien quede al margen de la novedad.

Todos aquellos condimentos fuera de lo común, que no se dan en los torneos, congenian para que la Copa Davis sume en cada edición material para el asombro. El menos dotado puede asustar o doblegar al consagrado cuando la “bandera” está de por medio. Grandes campeones han sucumbido ante el peso incuestionable que cargan sobre sus espaldas: ellos son los que “deben” dar su punto, no “defraudar” a su gente y “demostrar” que su ranking es por algo... Son algunas de las variables que se abren en cada eliminatoria y las razones básicas por dónde buscar las primeras explicaciones si un top cae con un “don nadie”.

Sobran ejemplos cercanos y lejanos. El chileno Patricio Cornejo es uno de ellos: no brillaba individualmente en el tour, pero se transformaba el fin de semana de la Copa Davis. Consiguió triunfos apoteósicos, con un inclaudicable espíritu de lucha que le dio beneficios contra rivales superiores. Era temido por el equipo argentino en cada serie que el sorteo determinaba Argentina-Chile, algo que sucedió 16 veces hasta el presente. En los '70, a pesar de estar abastecida con grandes figuras (Julián Ganzábal, Ricardo Cano, Guillermo Vilas), la selección nacional padeció aquel axioma de unificación de poderes. Es más, entre 1969 y 1976 inclusive, Chile ganó cinco veces consecutivas.

Más adelante en el tiempo, varios argentinos manifestaron su dificultad para jugar bien como locales: José Luis Clerc y Martín Jaite son dos arquetipos que rendían a pleno en el exterior. En casa, decían que no podían dormir la noche anterior, que su nivel “desaparecía” y que se compenetraban tanto con la obligación de rendir, que terminaban luchando más de la cuenta o perdiéndose en telarañas que los hacía presa del oponente. Incluso extranjeros excluyentes, como el estadounidense John McEnroe, perdió su invicto en la Davis midiéndose con Vilas y Clerc: cayó dos veces consecutivas en el Buenos Aires Lawn Tennis siendo el Nº 1 del mundo.

En la frondosa memoria de la justa, surgen innumerables sorpresas, buenas para unos, malas para otros. De una lista que podría ser extensa, apartamos diez “batacazos” o series donde el favorito, en ocasiones muy claro, no escapó de la derrota. O, mirándolo del lado del ganador, analizar cómo un conjunto quizá disminuido o con componentes modestos, se hizo fuerte ante la adversidad y redondeó victorias para dar letra a los libros.

Ecuador a Estados Unidos, en Guayaquil - 1967

Promediaba junio del '67 y el pelotón estadounidense pretendía conquistar un nuevo título. Se encaminaba con tranquilidad a la meta y le tocó ser visitante contra Ecuador, por la final de la Zona Americana. En el Guayaquil Tenis Club, sobre cancha de polvo de ladrillo, cuatro de los mejores yanquis del momento (Arthur Ashe, Marty Riessen, Cliff Richey y Clark Graebner) no imaginaron semejante desenlace. La primera jornada fue sensata, con victoria de Richey contra Pancho Guzmán; pero a continuación, Miguel Olvera, sin grandes antecedentes en el circutio, pudo con Ashe en cuatro sets: 4-6, 6-4, 6-4 y 6-2. Si ese cachetazo sacudió la estructura del seleccionado comandado por George MacCall, el tercer punto los terminó de desestabilizar: Guzmán y Olvera vencieron a Graeber y Riessen por 0-6, 9-7, 6-3, 4-6 y 8-6. Si bien la eliminatoria podía cambiar su rumbo, Guzmán se hizo gigante, alimentado por el fervoroso público ecuatoriano. Tenían la chance histórica de doblegar por primera vez al mayor ganador de títulos de la historia y no la desaprovecharon: Ashe hizo todo lo que estuvo a su alcance para moverse en el lento polvo guayaquileño, pero a pesar de quedarse con dos sets en cero, no logró chicanear al curioso destino, perdiendo por 0-6, 6-4, 6-2, 0-6 y 6-3. Finalmente, como en esos días se jugaba siempre al mejor de cinco sets, incluso con la serie cerrada, Richey consiguió que el score quedara 3-2 para los locales al vencer a Olvera en otra dura batalla, por 5-7, 6-4, 7-5, 4-6 y 6-0. Esa temporada, en la rueda previa, Ecuador superó a la Argentina por 4-1 en Buenos Aires (Julián Ganzábal, Eduardo Soriano y Roberto Aubone).

Sudáfrica a India, final mundial por w.o. - 1974

La conocida problemática que ocasionó la segregación racial en los '70, no fue ajena al tenis. Los sudafricanos, con su política de apartheid dirigido por la raza blanca, se encontraron con firmes trabas en diversos aspectos. Muchos países, por ejemplo, no permitieron el intercambio deportivo con Sudáfrica. En la versión de Copa Davis 1973, el equipo argentino jugó una serie de “local” en Montevideo, Uruguay, pues el gobierno nacional impidió la entrada del representativo sudafricano. La lista de triunfos o derrotas por walkover o no presentación, con Sudáfrica como protagonista, es extensa (15 en toda la historia), aunque el punto máximo se generó en 1974, cuando la polémica se fue instalando en cada serie. En la temporada de la gran explosión de Guillermo Vilas, cuando el zurdo fue dueño del Grand Prix y del Masters en Australia, lamentablemente nuestro país no pudo jugar, en cancha, la Copa Davis: debía debutar en la tercera rueda de la Zona Americana-Sur contra Sudáfrica en febrero, como visitante, pero la AAT decidió no presentar equipo adhiriéndose a la resolución de las Naciones Unidas, que prohibía competir con países que aplicaban ese regimen. Otros rivales tuvieron que recurrir a sedes imparciales para no perder; por esa razón, Sudáfrica eliminó a Brasil 5-0 (en Montevideo); a Ecuador 5-0 (en Guayaquil); a Chile 3-2 (final Zona Americana-Sur, en Bogotá); a Colombia 3-2 (final Interzonal Americana, en Bogotá); a Italia 4-1 (final entre zonas americanas y europeas, en Johannesburgo) y a la India, que también determinó no presentarse. Sí, Sudáfrica obtuvo el título por walkover y sus jugadores, Bob Hewitt, Frew McMillan, Ray Moore y Robert Maud -capitaneados por Claude Lister- alzaron el preciado trofeo.

México a EEUU, en México City - 1975

Todo sucedió en el Estadio Rafael Osuna de México City, a fines de diciembre de 1975 (la serie correspondía a la edición '76 de la Copa Davis; se solía adelantar por razones de calendario), donde los locales asumieron una parada difícil pero seguros de poder controlar al encumbrado grupo estadounidense. Los visitantes viajaron con Jimmy Connors (Nº 1), Brian Gottfried (23º) y Dick Stockton (30º), jugadores ofensivos, y por esa razón los mexicanos -que de todas maneras se movían bien en cemento- optaron por canchas de polvo de ladrillo. Jimbo inició la serie derrotando a Marcelo Lara, quien estuvo a un paso de dar la sorpresa, por 6-2, 6-1, 3-6, 4-6 y 7-5. Raúl Ramírez, el mejor local, ubicado 13º, venció a Gottfried por 6-1, 6-4 y 6-2. El doble fue el punto de inflexión, pues Lara y Ramírez se quedaron con la preciada unidad ganándoles a Stockton y Eric Van Dillen en cuatro sets. El último día, Lara (167º), bordeó la epopeya para ser el artífice de las lágrimas de sus compatriotas, pero no pudo cerrar un extenso encuentro contra Gottfried, quien lo doblegó por 3-6, 6-2, 3-6, 8-6 y 6-1. La definición quedó en manos de los dos mejores y fue Ramírez quien tuvo mayor resto y Connors sólo consiguió un set, el primero, antes de caer por 2-6, 6-3, 6-3 y 6-4. Lo increíble es que ese año se midieron dos veces, ya que antes, en febrero del '75, por las eliminatorias americanas, México fue a Palm Springs y regresó con un triunfo de 3-2. En esa oportunidad no estuvieron Connors y Gottfried, pero sí lo hicieron Stan Smith y Roscoe Tanner en los singles.

Ver 2ª parte

© Copyrigth Eduardo Puppo - Prohibida su reproducción
Foto: recorte periodístico





Volver a página principal
Acerca del autor
CONTACTO


ATAJOS RECOMENDADOS

INFO >>

Menores AAT
Seniors AAT
AAT Interclubes
AAT Area Amateur
AAT calendario nacional

WTA rankings
WTA calendario

ATP rankings
ATP calendario
ATP challengers
ATP cuadros y orden
ATP Champions Tour
ATP resultados archivo

ITF Women's/Futures

SCORES en vivo


SERVICIOS >>

Const. canchas
Accesorios
Prof. Alejo Russell
Tenis Argentina (TA)
Tenis Argentino
Tenis Registrado
EAPT
IDTC
Prof. Sudamericano
PTR
CIRCUITO TENIS (amateur)
Clubes Arg.
Reglamento ITF
Vocabulario
Tenis para ciegos ARG
ANUNCIAR Tenniscom.com

SOLIDARIOS >>

Fund. D. Nalbandian
Fund. Baccigalupo
Un techo para mi país

SITIOS INTER.
>>

Australia
Roland Garros
Wimbledon
US Open
FIT
COSAT
Copa Davis
Fed Cup
Club Internacional (CI)
Clubes Centenarios
Steve G (estadísticas)

SITIOS AMIGOS
>>

TENIS SPORTS
Fuebuena.com.ar
Revista GRIP
Vilas.com
Bud Collins
Primer Servicio
Blog de Maller
Tennis7
La legión argentina
Tiro Ganador
Tenis que no vemos
Segundo Saque
Te.Me.Na
Next Tenis
A Pleno Tenis
Tenis Digital
Tenis.com.ar
A Todo Tenis
Top Tenis
Teenis (menores)
Tenis en red
Diana Gabanyi
Ubitennis (español)
Planeta Tenis (español)
Tennisthis


FOTOS >>

Ron Angle/Beimages
(World Wide)
Mariano Abad
(Francia)
Sergio Llamera
(Argentina)
Fotosports
(Gran Bretaña)


ALGUNOS TWITTERS

@thetennisbase
@YASportsLAT
@sabatinigabyok
@AATenis
@Tenisports
@SegundoSaqueTV
@ZubiTennis
@christophclarey
@joseluisd
@unmoroenlacosta
@GuilleSalatino
@ccervino
@guillecapora
@MallerMarcelo
@gonbonadeo1963
@sebatorok
@marcelogantman
@QuiqueCano
@dannymiche
@pviola14
@marcos_z
@goitiatenis
@BATennisCom
@jorgeviale
@ArgentinaOpen
@sebastianfest
@Edu_sport
@TomasRodriguezC
@almoznychiche
@GimenezSole
@aleklap
@RevistaGRIP
@ETQNV
@FootFaultMgz
@LaLegionARG
@Diego_Hartfield
@picomonaco
@guillecoria
@JuanIChela
@delpotrojuan
@zabala7
@MinuMiniussi
@MJaite64
@christophclarey
@javifranatenis
@gastongaudio
@MVassalloA

© Copyright 1999-2016 - EP PRESS Argentina/Eduardo Puppo | Todos los derechos reservados | Fotos © Ron Angle / Miguel Angel Zubiarrain / Art Seitz / Sergio Carmona / Mariano Abad / Sergio Llamera / Tenniscom.com / Fotosports | AVISO LEGAL: nuestra política de contenidos (leer antes de utilizar el sitio)